El reciclaje como camino para el reparto del botín

beuteteilung-2
Escenografía de la exposicion donde se muestra cómo se partían y reciclaban las piezas

Hay algunos aspectos muy interesantes en los conjuntos que podemos ver en la exposición El tesoro de los Barbaros que se encuentra en el MARQ como son el modo de realizar las particiones del tesoro y las primeras señas de reciclaje. Es común a todos estos conjuntos que una parte de los objetos de metal fue cortada en trozos de una manera relativamente descuidada. En el Tesoro de Hagenbach, por ejemplo, toda la vajilla de plata que contiene está partida en trozos. Numerosos anillos y joyas se manejaron sin cuidado, e incluso las placas votivas aparecían cogidas con un brazalete, bien apretujadas. A través de los donantes que aparecen en las hojas de palma, como Andossus, hijo de Obbelexx, se deduce claramente que en buena parte se trata del producto del saqueo de un santuario de Marte en Aquitania. Con ello se muestra también el amplio radio de las expediciones de saqueo de los alamanes.

Cuando el material de valor se repartió durante el robo, los saqueadores pusieron poco cuidado en el valor artístico de los objetos de metal noble y lo partieron en trozos en función de su peso. Pero no es una práctica exclusiva de los germanos, sino también otros pueblos, incluso de los propios romanos, quienes recurrían a esta plata partida, considerada como material en bruto y simplemente la pesaban con una balanza de precisión. Si con los fragmentos de metales nobles había que pagar una cantidad más pequeña, se tenían que volver a partir.

barbarenschatz_03
Fragmentos de piezas de plata partidas para el reparto del botín

Por el contrario, es curioso observar que en los conjuntos perdidos por los alamanes hallados en el lecho arenoso del alto Rin, los objetos más grandes o más valiosos, están ya partidos porque eran demasiado voluminosos y porque en el reparto efectuado muchos habían reclamado su parte. En el caso de Neupotz aparecen también algunos recipientes de plata y de imitación de plata, ante todo fuentes, que fueron cortadas en dos, como la pieza que hace de imagen de la exposición en el MARQ. Fuera del limes, más allá de la frontera, se han encontrado también algunos fragmentos de grandes y pequeños bronces que a través de sus roturas, sobre todo las huellas de corte, apuntan a una intensa destrucción. Es evidente que muchos objetos metálicos del botín sirvieron a los herreros germanos como materia prima para nuevos trabajos.

barbarenschatz_21
Fragmento de copa de plata partida con el hacha para como parte del botín

También es interesante ver cómo los germanos reciclaron en muchas regiones objetos e incluso estatuillas de bronce, como por otra parte acostumbraban a hacer también los propios romanos. En muchos casos se han encontrado fragmentos de estatuas destruidas en el mismo lugar de su emplazamiento original con señales evidentes de una destrucción violenta, e incluso entre los restos de incendio de las ruinas. Fueron destruidas durante los ataques de los alamanes en el 233/234, o en los grandes ataques que los siguieron, especialmente los más intensos de 259/260, que ocasionaron el abandono del limes de Germania superior y Raetia al norte del alto Rin y del Danubio.

Website Pin Facebook Twitter Myspace Friendfeed Technorati del.icio.us Digg Google StumbleUpon Premium Responsive

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *